Un loco como yo – Ángel Torres Casares

Saludos visitante, gracias por mostrar interés en el “melón” creativo detrás de esta web, mi nombre es Ángel y soy ilustrador, diseñador gráfico y desarrollador Web

ca3 copiaHe vivido gran parte de mi vida en Granada, ciudad que amo más que a mi propia cuna, Melilla, la cual dejé detrás antes de mis primeros recuerdos nítidos. Cursé mis estudios infantiles en el Colegio de La Presentación y primaria, secundaria, BUP y COU en el Colegio “Santo Tomás de Villanueva, más conocido como los “Agustinos”. Tras un primer año en Historia del Arte, viajé a Bilbao para unirme a la facultad de Bellas Artes de la UPV (Universidad del País Vasco) y comenzar los estudios en mi verdadera vocación, el dibujo, que pronto se extendió con pasión al resto de disciplinas artísticas, en especial la escultura y la pintura. Conseguí el traslado de nuevo a Granada para terminar mi formación en casa, en la facultad Alonso Cano. Durante estos primeros años de búsqueda, me resultaba muy difícil decidirme por una sola vía dada mi naturaleza curiosa, alguna exposición y cuadros por encargo, diseño de logotipos y panfletos… Estudiar una materia tan amplia como es la artística hace que muchas veces las personas asuman que sabes de todo y de todo te piden, así que pronto asimilé el consejo de Franklin D. Roosevelt: “Siempre que te pregunten si puedes hacer un trabajo, contesta que sí y ponte enseguida a aprender cómo se hace.”

Mi escaso interés en ser artista conceptual (de aquellos tiempos), giró mi formación al mundo del diseño gráfico y web, fue en la Escuela Arte Granada donde adquirí algunas destrezas específicas y claves para continuar mi aprendizaje por mi cuenta. Mi función familiar de encargado en tecnología me vino genial en esta transición, ser el pequeño de la casa y aficionado a los ordenadores me aseguraba la responsabilidad sobre cualquier incidente, contando con ello desde muy pequeño aprendí a solucionar todas las incidencias que os podáis imaginar. Teniendo ahora mucho respeto por los derechos de autor, reconozco que también se aprende mucho buscando juegos y películas, como la edición y codificación de vídeo, o la configuración de un router y sus puertos, crear filtros de red, firewalls, reconocer archivos maliciosos y cómo influencia la oferta-demanda en la creación de vulnerabilidades en Internet y mil tonterías más que jamás hubiera mirado de no ser por mi amor por la cultura y los juegos.

jaroTodo ello fue vital para rellenar mis lagunas y poder surgir como desarrollador web y diseñador gráfico, en una época en la que Facebook aún estaba llamando a las puertas del mercado español. Desde ese momento hasta hoy he crecido como profesional al mismo tiempo que la tecnología nos ha ido abriendo nuevas metas, desde las páginas simples en HTML, incorporando Css2 como algo novedoso, hasta el HTML 5, Jquery, Css3 o la poderosa irrupción de los Cms (por ejemplo WordPress como este que lees ahora) que permiten al usuario medio llevar una página de manera sencilla y sin conocimientos previos, eso al cliente medio, porque en realidad es una compleja combinación de todo lo anterior y Php, y requiere más nivel del desarrollador. Ahora además se escribe teniendo en cuenta la usabilidad universal, eso que llaman “Responsive”, en este mundo siempre hay que estar renovando y cuestionando, viaje que seguiré con gusto.

Actualmente compagino el desarrollo web y el diseño gráfico/editorial, con mis propios proyectos artísticos en pintura, ilustración y cómic. No me he aburrido un solo minuto en toda mi vida, y prefiero buscar mis propias respuestas a andar todo el día preguntando, me considero muy independiente pero me encanta estar con gente para trabajar y divertirme, objetivo y riguroso pero empático y comprensivo, fuerte carácter sostenido en un trabajado corsé diplomático.

A nivel personal soy como un perrillo que necesita correr todos los días, necesito el deporte y amo el fútbol, pasiones que además me ayudan a mantenerme sano. Adoro el cine, la música y los videojuegos, soy muy activo en redes sociales y me encanta dar una oportunidad a lo desconocido. El humor y la risa es lo más importante en mi vida, estoy convencido de que todo es posible y mejor con la actitud adecuada. Mucho cuidado conmigo que el 9 de junio del 82, cuando yo abría los ojos, Naranjito debutaba en esas monedas de cinco duros que ya no sirven en ningún futbolín… Soy una criatura de los ’80 que sobrevivió a los ’90 y verá como los ’00 vuelven como tendencia. Si quieres saber más de mí o mis proyectos sígueme en Twitter o Facebook, estoy abierto a todo tipo de proyectos… remunerados.

suyo